Facebooktwittermail

 

La presidenta destaca que el decreto de impulso al sector de la Junta repercutirá de forma positiva en otros ámbitos como el turismo

La presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, ha apostado por la recuperación del sector de la construcción, “aprendiendo de los errores del pasado”, como condición “indispensable para crear empleo al ritmo que necesita Andalucía”. Díaz, que ha presidido la presentación empresarial del Programa de Impulso a la Construcción Sostenible organizada en Málaga por la Confederación de Empresarios de Andalucía, ha recordado que desde el inicio de la crisis en el año 2007 la construcción ha perdido 400.000 empleos, lo que supone “prácticamente el 73%” de los puestos de trabajo que acumulaba.

 

La presidenta ha remarcado su apuesta por poner “todos los activos económicos al servicio de la creación de empleo” porque “necesitamos crear empleo por encima de la media española”. En este sentido, Díaz ha señalado que, si bien el programa completo destinado al sector de la construcción va a ponerse en marcha en el mes de octubre, el Gobierno andaluz ya ha aprobado un primer decreto ley destinado a la eficiencia energética, que ha confiado en que dé resultados de manera inmediata en términos de empleo y que propiciará el ahorro energético de familias, edificios públicos e instalaciones que se acojan, ha valorado.

 

Susana Díaz ha apuntado además que el impulso a la construcción puede suponer además “una oportunidad de revitalizar muchos sectores”, como “el parque turístico de Andalucía, porque a mayor calidad y servicios más modernos, más rendimiento, más beneficios y más empleos”.

 

Susana Díaz ha recogido la reivindicación de los empresarios de “acortar la regulación de los planes urbanísticos desde el inicio de su tramitación hasta su aprobación definitiva, para evitar intrusismo y malas prácticas”. Asimismo, ha reclamado, tal y como trasladó al vicepresidente de la Comisión Europea, Antonio Tajani, que “la cofinanciación de proyectos con fondos europeos no compute en el objetivo de déficit para que los gobiernos que tengamos interés en dinamizar la obra pública tengamos capacidad económica”

 

En la jornada de presentación empresarial del ‘Programa de Impulso a la Construcción Sostenible en Andalucía’, la Junta ha trasladado al sector los detalles una iniciativa con una dotación presupuestaria de 150 millones y que pretende impulsar actuaciones de ahorro, eficiencia energética, mejora de instalaciones y uso de fuentes renovables en edificios de Andalucía a través de obras de rehabilitación, reforma, adecuación al uso e instalaciones eficientes.

 

En este sentido, se ha informado de las características de estos incentivos, que alcanzarán un máximo de 200.000 euros por beneficiario y tendrán un plazo de resolución de un mes. Este programa de incentivos, que entró en vigor el pasado 1 de abril, es una de las dos líneas contempladas en el Decreto Ley, financiada con fondos europeos FEDER y gestionada por la Agencia Andaluza de la Energía. A los 150 millones se añaden otros 50 millones de euros más para facilitar la segunda línea, destinada a financiación de pymes y de las empresas de economía social, a través de los fondos JEREMIE, que gestionará la Agencia de Innovación y Desarrollo de Andalucía (IDEA).

 

Los interesados pueden solicitar incentivos para 48 actuaciones diferentes y solo han de contactar con alguna de las empresas adheridas al Programa, cuyo listado está publicado en las web de la Consejería de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo y de la Agencia Andaluza de la Energía. Las empresas interesadas en adherirse al programa podrán hacerlo también. Ya se han adherido más de 1.760 empresas colaboradoras al programa.

 

Entre las actuaciones que se pueden llevar a cabo se encuentran aquellas obras de adecuación energética de edificios para conseguir su mejor comportamiento térmico y/o condiciones de iluminación natural, donde se incluyen, por ejemplo, la renovación e instalación de ventanas o huecos acristalados; elementos de protección solar y sombreado, como toldos; el cerramiento o acristalamiento de terrazas ya techadas, el aislamiento en cerramientos, cubierta o suelo; la instalación de lucernarios y/o claraboyas, soluciones bioclimáticas o innovadoras sobre epidermis o suelos; la demolición de tabiques que impiden el paso de la luz natural o tabiques divisorios traslúcidos como mamparas.

 

Si se opta por obras de dotación de instalaciones energéticamente eficientes que permitan el ahorro en la generación, distribución y uso de la energía, así como el aprovechamiento de fuentes renovables, los interesados contarán con el apoyo de la Junta de Andalucía para instalaciones solares para generación de agua caliente y energía eléctrica; instalaciones para el uso de la energía geotérmica y minieólica, calderas de biomasa, estufas de pellets de madera o chimeneas de leña. La renovación de calentadores de agua (termos) y la mejora de la instalación de climatización o centralización, también se encuentra entre las muchas actuaciones que apoya el Programa de Impulso a la Construcción Sostenible.

 

Fuente: Junta de Andalucía