Facebooktwittermail

 

La industria europea dedicada a los alimentos y las bebidas es una de las más innovadoras del mundo pues genera técnicas y tecnologías innovadoras destinadas a producir alimentos seguros, sabrosos y nutritivos.

 

El proyecto RECAPT («Retailer and consumer acceptance of promising novel technologies and collaborative innovation management») se ha propuesto que los principales agentes de la industria alimentaria se reúnan para colaborar e innovar.

 

Con ello se pretende aprovechar al máximo los progresos tecnológicos y científicos más recientes de este sector clave y lograr aumentar aún más su competitividad.

 

El proyecto tiene por objeto fomentar el intercambio de información, apoyar actividades conducentes a generar confianza y, a largo plazo, fomentar la cooperación en materia de innovación en la cadena de suministro del sector alimentario.

 

El equipo de RECAPT confía en que una cooperación mayor en la creación de tecnologías de producción permitirá a la industria transformar resultados científicos en productos que se ajusten a los gustos siempre cambiantes de los consumidores.

 

Además, el aumento de la cooperación acelerará el proceso que permite llevar al mercado y a la mesa de los consumidores productos nuevos, aumentará el valor de estos y contribuirá a la sostenibilidad económica, social y medioambiental.

 

A tal fin se creó un «Foro de innovación alimentaria colaborativa» («Collaborative Food Innovation Forum», CFIF) para generar intercambios y redes entre los agentes pertenecientes al sector alimentario.

 

El CFIF ejerce como punto de encuentro singular entre científicos, fabricantes, distribuidores, hosteleros y organizaciones de consumidores. En el marco proporcionado por el foro se trataron temas como los siguientes:

 

- tecnologías nuevas prometedoras;
- aceptación por parte del consumidor de productos nuevos basados en estas tecnologías;
- adopción de productos nuevos por distribuidores y hosteleros;
- procesos de gestión de la innovación en el sector alimentario.

 

RECAPT ya ha dado con quince tecnologías innovadoras de transformación de alimentos que podrían generar nuevos productos y servicios alimentarios en Europa, como por ejemplo películas de embalado biológicas y biodegradables, recubrimientos comestibles, irradiación por haz de electrones, procesado a alta presión, técnicas de corte ultrasónicas y sistemas de seguimiento e identificación por radiofrecuencia.

 

El primer taller de CFIF en el que se debatieron estas innovaciones se celebró en París (Francia) el 25 de octubre de 2012.

 

El CFIF desempeña una labor tangible e importante en la estimulación de actividades colaborativas, el apoyo de redes de difusión de conocimientos y el desarrollo de nuevos modelos de relación. El equipo al cargo presta especial atención a la participación de los distribuidores, pues es consciente de su influencia directa en el coste, la calidad y el tiempo que tardan en llegar al mercado productos nuevos.

 

El foro proporciona además a los agentes interesados información nueva de la mayor calidad sobre tecnologías, procesos y productos alimentarios emergentes y nuevos servicios, modelos de negocio y sistemas de fabricación y distribución.

 

El proyecto RECAPT recibió cerca de 1 millón de euros de financiación de la Unión Europea y permanecerá activo hasta noviembre de 2014.

 

Fuente: Cordis