Facebooktwittermail

Antonio Ávila participa en Almería en una jornada sobre este programa, que destina 100 millones de euros a grandes proyectos de I+D

El consejero de Economía, Innovación y Ciencia, Antonio Ávila, ha destacado en Almería que más de 300 empresas andaluzas trabajan ya en un centenar de proyectos que se presentarán a la primera convocatoria del programa Feder-Innterconecta, una iniciativa de la Junta de Andalucía y el Ministerio de Ciencia e Innovación para impulsar grandes acciones innovadoras de colaboración público-privada.

Ávila, que ha participado en una jornada destinada a asesorar a empresas almerienses sobre cómo presentar sus proyectos a esta convocatoria, ha recordado que Andalucía ha sido la primera comunidad española en poner en marcha este programa, que destina 100 millones de euros a subvencionar proyectos innovadores desarrollados por consorcios de empresas.

El consejero ha explicado que esta iniciativa va a beneficiar a las empresas andaluzas, pero también a toda la sociedad, porque hará posible proyectos que reforzarán la competitividad de la economía y movilizarán una inversión privada que supondrá creación de empleo. En concreto, los proyectos en los que trabajan las más de 300 empresas que se han inscrito ya en el programa para presentar iniciativas movilizarían una inversión privada de unos 600 millones de euros.

Además de facilitar a las empresas andaluzas un potente instrumento de financiación para proyectos de I+D, Ávila ha señalado que Innterconecta contribuye a reforzar tres elementos de la economía andaluza: el impulso a la cooperación empresarial, ya que los proyectos deben corresponder a consorcios con un mínimo de tres empresas; la participación de las pymes en proyectos innovadores, pues debe participar, al menos, una pequeña empresa; y el acercamiento de la Universidad al tejido empresarial, ya que debe intervenir un centro de investigación.

El titular de Economía ha indicado que Innterconecta suma un instrumento más al sistema de innovación andaluz, el más potente de España, que ofrece al tejido productivo herramientas como la Orden de Incentivos a la Innovación y el Desarrollo Empresarial y los Fondos Reembolsables.

La Orden vigente actualmente ha permitido apoyar con 371 millones la puesta en marcha de 6.123 nuevos proyectos empresariales en Andalucía, que han comprometido una inversión privada de 1.970 millones y la creación de 7.796 nuevos puestos de trabajo.

Entre otros instrumentos, el Gobierno andaluz pone también a disposición del tejido empresarial diez fondos reembolsables dotados con un total de 720 millones de euros, cuyo objetivo es evitar que las dificultades financieras impidan acometer proyectos empresariales viables con un impacto estratégico en la economía andaluza.

En algo más de un año, estos fondos han apoyado con 211 millones 134 proyectos que suponen una inversión inducida de 720 millones y un impacto esperado en el empleo de más de 9.200 puestos de trabajo.

Características del programa

A estos instrumentos se suma Feder-Innterconecta, una iniciativa cofinanciada por el Fondo Tecnológico (Fondo Europeo de Desarrollo Regional-FEDER y la Consejería de Economía y dotada con 100 millones para impulsar en Andalucía proyectos integrados de I+D de carácter estratégico y de gran dimensión. La convocatoria, gestionada por el CDTI y la Agencia IDEA, está abierta hasta el 30 de noviembre.

Los proyectos subvencionables deben tener como objetivo el desarrollo de tecnologías novedosas en áreas con proyección económica y comercial a nivel internacional y, a la vez, deben suponer un avance tecnológico e industrial relevante para Andalucía.

Pueden abordar cualquier área temática siempre que tengan un elevado nivel tecnológico, permitan a los participantes incrementar el valor añadido de sus actividades y estimulen la creación de empleo cualificado. Se considerarán relevantes las áreas de energía y cambio climático, biotecnología y salud, aeroespacial, sociedad de la información, metalmecánica y agroindustrial. El presupuesto mínimo de los proyectos será de cinco millones de euros.

Los beneficiarios son agrupaciones de entre tres y diez empresas (mínimo una grande o mediana y otra pyme), que además cuenten con la participación relevante de un organismo de investigación. La duración de los proyectos apoyados será como máximo de tres años y darán comienzo en 2012.

La intensidad de las subvenciones podrá alcanzar hasta el 80% del presupuesto para las pequeñas empresas, el 75% para las medianas y el 65% para las grandes cuando se trate de actividades de investigación industrial, y el 60%, 50% y 40%, respectivamente, cuando sean actividades de desarrollo experimental.

Fuente: Junta de Andalucía