Facebooktwittermail

 

Financiada con algo más de 1.1 millones de euros por el Programa Marco de Competitividad e Innovación (CIP) de la UE, la iniciativa cuenta con la participación de cinco socios más procedentes de Dinamarca (entidad coordinadora), Reino Unido, Estonia, Alemania y Eslovenia.

 

El objetivo del proyecto EDECON (Eco Design for the Construction Industry, en sus siglas en inglés) es integrar el eco diseño en las empresas del sector de la construcción y los materiales de construcción. Destacan las productoras de componentes y materiales, las de ingeniería y diseño arquitectónico, y otras cuya actividad es complementaria como es el caso de las dedicadas a las energías renovables.

 

El papel de la Agencia Andaluza del Conocimiento consiste en identificar a empresas de la comunidad susceptibles de integrar y/o implantar productos, procesos o tecnologías acordes con los principios del diseño sostenible. Los técnicos de este organismo visitarán hasta finales de año casi 180 empresas para detectar sus necesidades tecnológicas en este ámbito.

 

Además, expertos externos procedentes del Centro Tecnológico Andaluz del Diseño (SURGENIA), la Agencia de Medio Ambiente y Agua de Andalucía, y el Instituto Andaluz de Tecnología (IAT) colaborarán en esta labor. Del total de empresas visitadas, se seleccionarán 10 para el desarrollo en ellas de planes de acción para implementar proyectos basados en el eco diseño.

 

Proyectos como EDECON son considerados estratégicos por la Unión Europea porque ayudan a la reconversión y reorientación de sectores tradicionales, así como a aumentar la competitividad de éstos mediante la incorporación de innovaciones que desencadenan nuevos productos, procesos o servicios. El aumento en la calidad de los mismos, así como el incremento en las ventas, la reducción de costes, el acceso a nuevos mercados o el cumplimiento de los estándares de calidad ambiental suelen ser algunas de las ventajas de la incorporación exitosa de innovaciones en las empresas.

 

Las empresas que desarrollan su actividad en el sector de la construcción suponen en torno al 13% del tejido empresarial andaluz, mientras que las del sector de los materiales de construcción aportan el 10% del PIB de la comunidad y emplean a cerca de 100.000 personas.

Andalucía es la segunda región productora de materiales de construcción en España, exportando productos como morteros, hormigón, granito, mármol, ladrillo, tejas, gres, escayola, madera, aislantes, y productos de estanqueidad, carpintería, aluminio y PVC, entre otros.

 

ceseand een

 

Fuente: Agencia Andaluza del Conocimiento