Facebooktwittermail

El Centro Tecnológico  ofrece una salida viable, técnica y económica  a la mayoría de los residuos

 

El Centro Tecnológico de la Cerámica de Andalucía, Innovarcilla, con sede en Bailén, ha obtenido buenos resultados en varios proyectos puestos en marcha para estudiar la viabilidad de la valorización de residuos industriales en los productos cerámicos. El objetivo de esta línea de trabajo es ayudar a las empresas dándole  valor a los residuos que producen en sus procesos industriales, colaborando a su vez a su sostenibilidad, disminuyendo su impacto y consiguiendo materiales cerámicos con propiedades mejoradas.

 

Una de las líneas de actuación ha sido la optimización del consumo energético en el proceso de fabricación de arcilla cocida, para lo que se ha puesto en valor residuos de otros sectores industriales mediante su incorporación en la formulación de pastas cerámicas. Una de las principales ventajas de esta reutilización es que se da salida a unos desechos que anteriormente constituían un grave problema ambiental, de forma que las empresas pueden cumplir las exigencias medioambientales existentes.

 

Además, el Centro está ejecutando en estos momentos el proyecto de Excelencia KERAM-ECO “Valorización de Residuos en Materiales Cerámicos para una Edificación Sostenible y Energéticamente Eficiente” en colaboración con la Universidad de Jaén y financiado por la Consejería de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo. En este proyecto se está trabajando el desarrollo de materiales cerámicos estructurales fabricados a partir de materias primas tradicionales a las que se añaden diferentes tipos de subproductos industriales usando el Análisis de Ciclo de Vida para controlar los cambios acaecidos. A través de esta iniciativa se busca facilitar el reciclaje y dar valor a residuos de varios sectores como vidrio de pantalla, escorias o cenizas y tierras filtrantes utilizadas en el tratamiento de aceites y lodos procedentes de la industria de la cerveza.

 

En esta línea se están haciendo diversos trabajos para empresas privadas, con residuos de diferente naturaleza y se espera que este asesoramiento vaya en aumento debido a la legislación cada vez más restrictiva y la mayor concienciación en la sociedad. El gerente del Centro Tecnológico de la Cerámica de Andalucía, José Ángel Laguna, pone de relieve las grandes ventajas que supone la utilización de estas sustancias en la elaboración de novedosos productos cerámicos. “Estos proyectos son muy interesantes para industrias de varios ámbitos, ya que permiten la reutilización de importantes cantidades de residuos que, de otra manera, terminarían en vertedero. Por otro lado, las industrias cerámicas también se benefician porque pueden obtener materiales con mejores prestaciones”, señala.

 

El Centro Tecnológico de la Cerámica de Andalucía (Innovarcilla), con sede en Bailén, tiene el fin de satisfacer las necesidades de I+D+i del sector cerámico andaluz mediante el desarrollo de proyectos y actividades tecnológicas basadas en la generación, transferencia y aplicación del conocimiento. El centro cuenta con un completo equipo de profesionales de diferentes sectores y con unas amplias instalaciones dotadas de laboratorios de Calidad y Materias Primas con los últimos avances tecnológicos.

 

Fuente: Innovarcilla