Facebooktwittermail

 

El presidente de la Junta inaugura el centro tecnológico de Abengoa en Sanlúcar la Mayor, que ha supuesto una inversión de 3,2 millones de euros

 

El presidente de la Junta, José Antonio Griñán, ha subrayado el valor estratégico del sector de las energías renovables, que han apuntalado a Andalucía “como líder en generación, investigación y desarrollo de tecnología termosolar”, durante la inauguración del nuevo centro tecnológico avanzado Soland Center de Abengoa en Sanlúcar la Mayor (Sevilla).

 

Griñán ha aprovechado la ocasión para recordar que mientras el Gobierno andaluz mantiene los incentivos a las renovables e impulsa las alianzas con el sector privado para robustecerlo, la política energética española “se ha apartado de las directrices de la UE” y plantea una inminente Reforma Energética que “puede suponer un nuevo freno al despliegue de las renovables”.

 

El presidente andaluz ha valorado que “en tiempos de dificultad como los actuales, la inversión en proyectos de largo alcance tiene mérito y es siempre atractiva porque nos permite mirar al futuro con confianza”. Así, ha destacado que la apuesta de Abengoa “es un paradigma que aúna tres valores: el de la investigación y el desarrollo de la innovación, el de la sostenibilidad y el de la colaboración público-privada”.

Estos valores coinciden con los que viene impulsando el Gobierno andaluz desde hace ya unos años, en una franca apuesta “por un modelo energético más autóctono, más eficiente y más seguro”, en palabras de Griñán, que sitúa a Andalucía como “líder en energías renovables” con una potencia eléctrica instalada superior a los 6.000 megavatios (MW).

 

Esta apuesta sostenida por las renovables ha permitido reducir la dependencia energética andaluza, de modo que el 33% de la electricidad consumida ya proviene de fuentes renovables, como el sol, el viento y la biomasa.

 

Dentro de este contexto competitivo emerge ahora como un nuevo puntal el centro de I+D+i solar de Abengoa, Soland Center. Se encuentra ubicado en el Parque de Innovación Empresarial Soland y ha requerido una inversión de 3,2 millones de euros entre incentivos directos y el apoyo financiero de la Consejería de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo a través del Fondo de Generación de Espacios Productivos y de la Subvención Global Innovación-Tecnología-Empresa 2007-2013, cofinanciada por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER), instrumentos ambos gestionados por la Agencia de Innovación y Desarrollo de Andalucía (IDEA).

 

Soland Center cuenta con una superficie total construida de 3.500 metros cuadrados divididos en tres plantas y un sótano. Además del centro de I+D+i, el edificio albergará en parte de la planta baja la sede permanente para la Fundación Soland como agente tecnológico del parque, que incluirá espacio para ofrecer soporte a empresas de base tecnológica.

 

Griñán ha señalado que “desde Soland Center se promoverá la colaboración con otros centros de referencia mundial en I+D y se establecerán sinergias con empresas e instituciones vinculadas a un sector tecnológico avanzado como es el de la energía solar”. Además, el presidente andaluz ha remarcado que Andalucía “aporta cerca de dos terceras partes de la potencia instalada en España en energía termosolar, y somos exportadores de tecnología punta”. “Un liderazgo -apostilla- que hemos alcanzado desde la voluntad política y la capacidad emprendedora”.

Aparte de la inauguración del Soland Center, Griñán ha firmado también un protocolo de colaboración con el presidente de Abengoa, Felipe Benjumea. Se trata de un acuerdo que, en palabras del líder del Ejecutivo regional, “permitirá desarrollar nuevos proyectos conjuntos que mejoren la competitividad de la economía andaluza”.

 

Factor de competitividad

El presidente andaluz ha recordado que “la energía es uno de los principales factores de competitividad de cualquier país y el Estatuto andaluz dio un paso importantísimo al reconocer el impulso y desarrollo de las energías renovables, el ahorro y la eficiencia energética como principios rectores de las políticas públicas e industriales”.

 

Es por esto que Griñán ha mostrado su preocupación por la política energética del Gobierno de España, cuyas medidas fiscales y tarifas ha recurrido el Ejecutivo andaluz ante el Tribunal Constitucional. A esto hay que añadir, ha puntualizado el presidente andaluz, la nueva Reforma Energética anunciada por el Gobierno de España, “que puede suponer un freno al despliegue de las renovables”.

El líder andaluz ha señalado el daño que todo esto puede ocasionar “al desarrollo de Andalucía, que cuenta con 1.400 empresas y es una industria que crea empleo estable y mantiene unas cifras de crecimiento en un contexto económico adverso”. En este sentido, ha lamentado que “la supresión de incentivos en 2012 dejara al pairo casi 12.000 millones de inversión en nuevas instalaciones que podrían haber generado más de 38.000 empleos directos y 4.300 MW adicionales de potencia”.

 

Fuente: Junta de Andalucía