Facebooktwittermail
El presidente de la Junta, José Antonio Griñán, ha aseverado que “uno de cada cinco euros invertidos en I+D en Andalucía se desarrolla en los parques científicos y tecnológicos”, para precisar a continuación que, de esa actividad, “el 40% corresponde a la inversión privada”.
Durante la inauguración en Sevilla de la IX Conferencia Internacional de la Asociación de Parques Científicos y Tecnológicos de España (APTE), que se desarrolla en Cartuja 93, Griñán ha destacado además que estas instalaciones se han convertido en “motor de desarrollo para las pequeñas y medianas empresas (pymes)”.
A juicio del presidente andaluz, los parques científicos y tecnológicos “tienen un papel fundamental como generadores de innovación, en distintos sectores económicos”. Desde esa óptica, Griñán ha hecho hincapié en que su modelo “es el de la suma de capitales cualificados: humano, físico y tecnológico” que se insertan “en un entorno que facilita la I+D+i”, ha señalado.
Los parques científicos y tecnológicos andaluces representan ya en términos de facturación y empleo cerca del 23% del total nacional de parques y en las últimas convocatorias públicas de financiación de infraestructuras han conseguido hasta el 35% de los recursos disponibles para el conjunto del Estado en este ámbito.
Nuevas formas de gestión de la ciudad
Bajo el título ‘La ciudad, nodo del Conocimiento’, la novena edición de esta Conferencia Internacional, que se celebra con carácter bianual, pretende fomentar el debate sobre una nueva forma de gestión territorial de las ciudades, basada en tres claves fundamentales: tecnología, talento y tolerancia. Desde ese punto de vista, arquitectos, expertos en urbanismo, politólogos, sociólogos y personalidades del mundo empresarial debatirán sobre las nuevas tendencias en planificación estratégica en las llamadas “ciudades del conocimiento”, donde la incorporación de estos tres elementos permite que éstas se conviertan en motores de un cambio de modelo productivo que genera más empleo y de más calidad.
De hecho, en 2010, el empleo en las empresas e instituciones ubicadas en los parques españoles creció un 7% y llegó a los 145.155 trabajadores, de los cuales el 17,56% se dedica a tareas de I+D. Este último indicador también experimentó una subida del 10% respecto a 2009. En cuanto al número de empresas e instituciones instaladas en los parques integrados en APTE, siguió creciendo también en 2010 hasta alcanzar las 5.539, un 7% más que en 2009. Éstas consiguieron mantener prácticamente su facturación, que alcanzó 21.475 millones de euros.
Fuente: Junta de Andalucía