Facebooktwittermail

Una veintena de firmas y entidades de la industria aeronáutica andaluza han participado en una jornada en la que han conocido las posibilidades de negocio y colaboración en el ámbito de I+D que ofrece este sector norteamericano, que representa el 36% de la industria mundial, con un total de 22 billones de euros.

 

La jornada, organizada por HÉLICE, el Cluster Aeroespacial Andaluz, y la Embajada de Canadá en España, ha servido para que las empresas participantes conocieran los mecanismos para establecer redes de cooperación industrial y comercial con las empresas canadienses del sector de los materiales compuestos.

 

Durante el encuentro se han expuesto las principales características del sector canadiense de los materiales compuestos, sus oportunidades de colaboración, los programas binacionales de I+D+i entre España y Canadá y varios casos de éxito de cooperación entre ambos países en este campo.

 

Los ponentes han subrayado la importancia del sector de los composites dentro de industria aeroespacial canadiense, la quinta en el mundo, y que cuenta con diferentes clusters que están realizando una apuesta destacada por desarrollar redes de conocimiento y tecnología en esta área, a través de la colaboración Universidad-Industria y otras vías de cooperación regional, nacional e internacional.

 

La industria aeronáutica auxiliar en Andalucía cuenta con un facturación de 85 millones de euros en materiales compuestos, lo que representa el 11,5% dentro de las empresas auxiliares. Asimismo, registra uno de los índices de mayor crecimiento en el sector aeroespacial en los últimos cinco años, en los que ha cuadruplicado su facturación.

 
Una veintena de empresas y entidades del sector aeroespacial y tecnológico andaluz han participado en una jornada sobre las “Oportunidades en el Sector de los Materiales Compuestos en Canadá”, en la que han conocido las posibilidades de negocio y colaboración en el ámbito de I+D que ofrece esta industria norteamericana, de manera especial a aquellas compañías del sector de los materiales compuestos vinculadas a la aeronáutica.

 

La jornada, celebrada en el Centro de Empresas de Aerópolis, ha estado organizada por HÉLICE, el Cluster Aeroespacial Andaluz, y la Embajada de Canadá en España, y ha servido para que las firmas y entidades participantes mostraran su interés por establecer redes de cooperación industrial y comercial con el sector de los materiales compuestos y la industria aeronáutica canadiense, uno de los más importantes a nivel mundial.

 

El mercado de los materiales compuestos (composites) en América del Norte representa el 36% de la industria mundial en este sector, con un total de 22 billones de euros; y el 35% del volumen total de este tipo de materiales, con 3 millones de toneladas anuales. Este sector viene experimentado un crecimiento anual del 6% desde el año 1960, que en los últimos años se ha consolidado en Norte América gracias a la demanda de diferentes sectores como el aeronáutico, donde cada vez más se utilizan piezas y estructuras fabricadas en fibra de carbono u otros materiales para reducir el peso de los aviones, y otros como la automoción, el energético, la construcción o la industria del transporte.

 

La jornada ha contado con la asistencia del director del Cluster Hélice, Arturo de Vicente, y el comisario de Comercio de la Embajada de Canadá en España, Yves Belliveau, así como responsables de empresas y entidades canadienses y del Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI), dependiente del Ministerio de Economía y Competitividad. Entre las empresas andaluzas participantes destacan Alestis Aerospace, Atis Ibérica, Alter Technology, Carbures, Inespasa, TEAMS, MDU, Titania, Aertec Solutions, TECAER, Hutchinson Aerospace y CATEC.

 

Durante su intervención en este encuentro, Yves Belliveau ha subrayado que el mercado aeroespacial representa el 23% del sector de los materiales compuestos en el mundo. Asimismo, ha expuesto las principales características de este sector en Canadá, donde cuenta con una industria sólida compuesta por 300 empresas que emplean a unos 50.000 trabajadores. En este sentido, hizo hincapié en la importancia del sector de los materiales compuestos dentro de la industria aeroespacial canadiense, que actualmente está estructurada en tres clusters (Montreal, Toronto y Winnipeg) y cuenta con 700 empresas que facturan 21 billones de dólares, entre ellas algunas de las más importantes a nivel internacional, como Boeing, Bombardier, Airbus o Bell Helicopter. A este respecto, señaló que “cada cluster está desarrollando redes de conocimiento y tecnología en composites, a través de la colaboración Universidad-Industria y otras vías de cooperación regional, nacional e internacional”, lo que ofrece un buen escenario para que otras empresas internacionales se sumen al desarrollo de este sector.

 

Por su parte, Sean McKay, presidente y CEO del Centro de Innovación de Composites, explicó las oportunidades de colaboración e inversión que ofrece el sector canadiense y la extensa red de apoyo científico y tecnológico que cuenta en este ámbito, con 23 universidades que disponen de formación especializada en materiales compuestos e I+D, una amplia cartera de centros tecnológicos e infraestructuras al servicio de esta industria, así como los principales programas de investigación y transferencia de tecnología para su aplicación industrial.

 

El encuentro también contó con la asistencia de Carmen Alonso Serrano, del CDTI, quien presentó los actuales programas binacionales de I+D+i entre España y Canadá; y de Rocco Lagioia, Chief Operating Officer de la firma ITRB, quien expuso un caso de éxito de colaboración Canadá-España en el sector de los materiales compuestos, y analizó las posibilidades de negocio que ofrece este ámbito en aspectos como el reciclado de composites y nuevos materiales.

 

Los composites en la industria aeronáutica andaluza
La industria aeroespacial andaluza cuenta con un importante número de empresas y factorías especializadas en el sector de los materiales compuestos (composites), uno de los más pujantes y de mayor valor añadido en este ámbito. Empresas como Alestis, Aernnova, Aciturri, Carbures, Sofitec, Aeropoxy, TEAMS, Inespasa, o la propia Airbus, a través de sus plantas en Puerto Real o El Puerto de Santa María (Cádiz), que se han convertido hoy día en referencias mundiales en fabricación y montaje de estructuras en materiales compuestos, constituyen el núcleo principal de este sector en la industria aeronáutica en Andalucía.

 

Según los últimos datos disponibles, la industria aeronáutica auxiliar en Andalucía cuenta con un volumen anual de negocio de 85 millones de euros en materiales compuestos, lo que representa el 11,5% dentro de las empresas auxiliares, registrando además uno de los índices de mayor crecimiento en el sector aeroespacial en los últimos cinco años, en los que ha cuadruplicado su facturación.

 

Sobre Hélice, Cluster Aeroespacial Andaluz
Hélice, el Clúster Aeroespacial Andaluz, es una agrupación constituida en 2004 con el objetivo de fomentar el desarrollo del sector aeroespacial en Andalucía, y el crecimiento de las empresas que lo componen, así como actuar de catalizador para dar un impulso al I+D+i en el cluster aeronáutico andaluz.

 

Su actividad se centra en el desarrollo de actuaciones que potencien el conocimiento, la participación y colaboración en el ámbito tanto nacional como internacional entre las empresas y entidades del cluster (tractoras, industria auxiliar, centros tecnológicos, Universidades, Administración, organizaciones empresariales y sindicatos). Asimismo, colabora en la transferencia de resultados de investigación y tecnología relativas al sector y organiza actividades formativas, jornadas técnicas y seminarios para la capacitación científico-técnica de los profesionales aeronáuticos. Además, desarrolla actividades de apoyo a la internacionalización de las empresas y agentes del sector.

 

Fuente: Clúster Hélice