Facebooktwittermail

 

La consejera de Agricultura inaugura el X Máster de Olivicultura y Elaiotecnia, dirigido a mejorar este cultivo, su comercialización e internacionalización

 

La consejera de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, Elena Víboras, ha destacado la importacia de “potenciar la formación para relanzar el sector del aceite de oliva andaluz”, tal y como se recoge en la Estrategia Andaluza para la Incentivación de la Calidad del Aceite de Oliva, publicada por la Consejería. Elena Víboras ha asistido a la inauguración de la X edición del Máster de Olivicultura y Elaiotecnia, organizado por la Universidad de Córdoba, la Consejería de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, el Instituto de Investigación y Formación Agraria y Pesquera de Andalucía (Ifapa), el Centro Nacional de Altos Estudios Agronómicos Mediterráneos, el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) y el Instituto Nacional de Investigación y Tecnología Agraria (INIA).

 

Durante su intervención, la consejera ha felicitado a los promotores de este máster, de carácter internacional, “que se ha consolidado como un programa de referencia mundial para la formación en todo lo relacionado con el olivar, cultivo estratégico de Andalucía y sus productos”. Al respecto, ha recordado que “Andalucía aporta el 40% de la producción mundial de aceite de oliva y es la referencia a la que miran todos los operadores del mercado”. Asimismo, ha añadido, “aporta una quinta parte de toda la producción agraria andaluza y cerca del 40% del empleo agrario y genera un valor exportado de más de 1.850 millones de euros”.

 

Para asegurar este patrimonio, ha destacado que “en Andalucía hemos impulsado la Ley del Olivar y en su artículo 27, sobre investigación, desarrollo, innovación y formación, se plantea la importancia de fortalecer estas líneas específicas, que serán recogidas en el Plan Director del Olivar, un documento que estamos elaborando, en colaboración con el sector, y que será el instrumento de planificación para impulsar el olivar a medio y largo plazo”, ha explicado.

 

Igualmente, Elena Víboras se ha referido a las líneas de I+D+i que más interesan a la Junta, entre las que destacan la calidad de los productos para seguir manteniendo los más altos niveles; la reducción de costes de producción para ser más eficientes y competitivos; el control de plagas y patologías del cultivo para un manejo óptimo y sostenible; la disminución del impacto ambiental de las industrias; biotecnología y aspectos beneficiosos para la salud para descubrir nuevas aplicaciones de los productos del olivar y la multifuncionalidad de los territorios de olivar para una gestión integral y aprovechar los beneficios ambientales, económicos y sociales que conlleva este cultivo.

 

A través del Ifapa, además de desarrollar estas funciones de investigación, se hace especial hincapié en la formación y la transferencia de conocimiento del sector, para que los avances beneficien lo antes posible a toda la sociedad. Por ello, ha subrayado la consejera, “desde este organismo se trabaja para mejorar la eficacia de programas de postgrado como éste que se desarrollan en Andalucía, buscando la máxima coordinación de los recursos de la Administración andaluza con otras instituciones públicas y privadas”.

 

Décima edición del máster

El Máster en Olivicultura y Elaiotecnia, que este año celebra su décima edición, tiene como principal objetivo formar a profesionales cuyo perfil responda a la creciente demanda de técnicos especialistas al más alto nivel en olivicultura y elaiotecnia.

Para ello, la formación teórica y práctica de este máster, de dos años de duración, cuenta con un contenido actualizado de las bases científicas y las tecnologías más innovadoras, la orientación hacia la obtención de producciones de calidad y el conocimiento del marco económico del sector para lograr que sea cada vez más competitivo, tanto en los mercados tradicionales como en los nuevos.

 

Fuente: Junta de Andalucía