Facebooktwittermail

El Consejo de Gobierno ha aprobado el Plan de Internacionalización de la Economía Andaluza Horizonte 2020, que cuenta con una dotación inicial de 288,5 millones de euros. Incorporar cada vez más empresas, emprendedores y profesionales a la actividad internacional será su principal estrategia para crear riqueza y empleo, potenciando a las empresas exportadoras, a través de fondos e incentivos reembolsables, apoyo a la implantación exterior y un cheque exportación para sus planes de promoción.

Como objetivos principales, revisables en 2017, la nueva estrategia pretende situar las exportaciones en el 20% del PIB (Producto Interior Bruto) andaluz; alcanzar las 20.000 empresas exportadoras; los 425.000 empleos vinculados a la exportación; llegar a 25.000 millones de euros en exportaciones no energéticas, y aumentar la diversificación de destinos, para que más de la mitad de las exportaciones andaluzas se sitúe en mercados de fuera de la Unión Europea.

El Plan aprobado hoy es fruto del consenso y el trabajo desarrollado entre el Gobierno andaluz y agentes económicos y sociales como la Confederación de Empresarios de Andalucía y las centrales sindicales UGT y CCOO, en el seno del VII Acuerdo de Concertación Social de Andalucía. Su desarrollo implicará la acción de hasta nueve consejerías de la Junta, coordinadas por la de Economía y Conocimiento, a través de Extenda-Agencia Andaluza de Promoción Exterior.

El Plan aprobado hoy es el quinto en la planificación económica del Gobierno andaluz y el segundo que recoge la internacionalización de la economía de la comunidad en su conjunto. Parte de los buenos resultados obtenidos por el IV Plan 2010-2013, que se aprobó en su momento con un presupuesto de 250 millones de euros y que a su conclusión había superado en un 30% su principal objetivo, llegar a 20.000 millones de euros en exportaciones, que en 2013 se situaron en 25.570 millones.

El Plan Horizonte 2020 pretende impulsar la internacionalización de la economía andaluza en su conjunto, reforzando en el próximo ciclo económico los buenos resultados alcanzados por Andalucía en los últimos cinco años consecutivos de récord de exportaciones. Los 26.512 millones de euros exportados en 2014 suponen el quinto registro histórico consecutivo desde 2009 y un crecimiento del 83% en este periodo. Es el mayor de las siete comunidades más exportadoras, con 33 puntos más que la media de España y 43 más que la Unión Europea. El avance también ha sido cualitativo, reduciendo en 5,9 puntos su dependencia comunitaria, para situarse en el 54% de la factura exportadora, 8,2 puntos menos que la media de España.

Estos resultados sitúan a Andalucía en el último año como la tercera comunidad exportadora, a sólo medio punto de la segunda (Madrid), con un incremento del 88% del peso de las exportaciones en el PIB regional, donde en 2014 supuso el 18,2%; con un sector exterior que cuenta con 19.061 empresas exportadoras, un 15% más que en 2009, y con 309.412 empleos ligados a la internacionalización, un 68% más en estos cinco años.

Emprendedores y economía social

Para continuar creciendo en el próximo ciclo económico, el Gobierno andaluz se plantea como objetivo incorporar cada vez más profesionales a la internacionalización. El plan establece un intenso programa formador en la universidad y otros ámbitos de aprendizaje, así como más apoyo a  emprendedores y autónomos.

Para estimular la salida al exterior de las empresas, la estrategia recoge programas específicos para nuevas empresas, sectores y ámbitos de actividad, como la economía social, y para empresas que ya operan en los mercados internacionales, para que lo hagan cada vez en mayor medida, convirtiéndose en exportadoras regulares e inversoras, y generando con ello efecto arrastre en sus sectores y ámbitos productivos.

Para ello, contarán con el apoyo que el Gobierno andaluz ofrece, a través de Extenda, cuyos servicios fueron utilizados en 2014 por 3.404 empresas, un 26% más que el año anterior y una cifra que equivale al 78% de las empresas exportadoras regulares de Andalucía.

El Plan consta de 64 programas, distribuidos en 16 líneas estratégicas para alcanzar seis objetivos. El primero es ‘Incrementar el peso del sector exterior en el PIB: fomentar la internacionalización’, a lo que dedica 202,8 millones de euros. Sus medidas persiguen la incorporación de nuevas empresas a la actividad exterior, integrando a los emprendedores desde su inicio en las estrategias internacionales y diseñando programas específicos para nuevas iniciativas, entidades de economía social y autónomos, a los que se les formará y asesorará en el diseño de planes de internacionalización.

El documento estratégico contiene programas específicos de promoción internacional para los cuatro grandes macrosectores (agroalimentario y bebidas, tecnológico e industrial, bienes de consumo, y servicios), con la creación de un cheque exportación para las empresas, con el que apoyar su participación en ferias y otros eventos de su planificación internacional.

El macrosector agroalimentario y bebidas acapara uno de cada tres euros exportados por Andalucía en 2014 (8.312 millones) y presenta grandes posibilidades de crecimiento en nuevos mercados. En productos tecnológicos e industriales, la factura exterior crece de forma notable en los últimos años, con sectores como el aeronáutico, que ha triplicado su factura exterior en la última década, exportando ya por encima de los 1.300 millones de euros.

También incluye programas de promoción para bienes de consumo y para el sector servicios, en el que se espera incidir de manera muy directa, dado que su importancia hacia el exterior aún está muy por debajo de su peso en la economía andaluza.

Además de incorporar nuevas empresas a la exportación, el plan persigue consolidar la actividad en el exterior de las empresas exportadoras, y generar así efecto arrastre. Por ello, recoge programas de apoyo financiero, en modo de fondos e incentivos reembolsables con auxilio de intereses, y medidas para fomentar la inversión exterior, a través de un programa de apoyo directo a la implantación de las empresas en el exterior.

En su segundo objetivo, ‘Fortalecer el tejido empresarial y la innovación: consolidar la internacionalización de las empresas y potenciar la cooperación empresarial’, el Plan prevé 11,8 millones de euros. Estarán dirigidos a medidas para fomentar las redes de cooperación estratégicas, con alianzas empresariales hacia el exterior. También contempla programas de impulso a sectores concretos, como el de proyección internacional de clústeres (aeronáutico o naval-marítimo, entre otros), y el de fomento de la cultura de la internacionalización.

Son medidas encaminadas a diversificar la oferta exportable, potenciando nuevos sectores con los que seguir creciendo en ventas, y promover la cooperación empresarial hacia el exterior, para así hacer más fuertes a las empresas que ya exportan y generar efecto arrastre.

Igualmente, el Plan contempla programas específicos para fomento de las nuevas tecnologías y el comercio electrónico, con programas de innovación, como el de internacionalización digital, y plataformas sectoriales de promoción ‘online’, como los portales sectoriales en la red profesional 2.0 Extenda Plus.

Más empleo

El tercer objetivo del Plan y segundo en presupuesto, de 32,6 millones, es ‘Sostener y generar empleo de calidad: cualificación profesional, empleo estable y en igualdad’. Sus programas persiguen generar el capital humano de la internacionalización. Van desde la formación de alumnos y profesionales en la universidad y otras etapas de la enseñanza para dotarlos de experiencia en el exterior, a través de becas, hasta incentivos a las  empresas para incorporar personal especializado en un ámbito generador de empleo de calidad.

El reto es incrementar en 116.000 los empleos que las empresas andaluzas tienen ligados a la internacionalización en la actualidad (309.412), llegando a 425.000 puestos de trabajo en 2020, un 37% más que en la actualidad.

‘Diversificación geográfica de las exportaciones: captación de clientela y oportunidades en el extranjero’ es otro de los grandes objetivos del plan para fortalecer el sector exterior. El reto es crecer más en mercados no comunitarios, para que en 2020 al menos la mitad de las exportaciones andaluzas tenga como destino mercados de fuera de la Unión Europea, lo que significa ganar cuatro puntos de peso sobre la situación actual.

Para ello, se invertirán 24,5 millones de euros en programas de estudios y prospección de nuevos mercados; apoyo a las empresas en el exterior, a través de la red exterior de Extenda, e identificar clientes y oportunidades de negocio para las empresas, con programas de asistencia individual a las empresas sobre el terreno o para concursar en licitaciones internacionales.

Se trata de servicios esenciales para las empresas que Extenda desarrolla a través de su red exterior. Es una actividad de apoyo en destino que se presta de manera coordinada con la administración central, a través del ICEX España Exportación e Inversiones, y es uno de los servicios mejor valorados por el tejido empresarial andaluz que opera en el exterior, compuesto en su inmensa mayoría por pymes y micropymes.

Precisamente por ello, y para abordar los objetivos de diversificación de mercados y sectores, el nuevo plan Horizonte 2020 se plantea el desarrollo de la red exterior de Extenda, hasta dar servicio en 40 mercados, a través de sedes desde las que se atenderán uno o varios países. Los nuevos destinos estarán principalmente en mercados emergentes de Asia, África y América Latina, con el objetivo de ganar posiciones en estos mercados.

Esta estrategia se desarrolla de acuerdo con los agentes económicos y sociales, en coordinación con ICEX para que las Oficinas de Promoción de Negocios de Extenda se ubiquen en sedes comerciales de las embajadas de España, como ya sucede en Japón, Reino Unido, Alemania y México.

La red exterior de Extenda ofrece servicios ya en 32 países de cuatro continentes, con 26 sedes: 16 Oficinas de Promoción de Negocios en una quincena de países, que abarcan 18 mercados, y 10 Antenas de Negocios en 10 países, que dan servicio en 14 mercados. Estas últimas resultan de máxima rentabilidad para testar mercados que no generan gran demanda. Suponen un acuerdo con una consultora especializada para acciones concretas, con coste en función de la actividad. Las últimas incorporaciones en 2015 han sido las antenas de Ecuador y la de Kazajistán (que opera también en Uzbequistán y Kirguistán).

Servicio más cercano

Los seis grandes objetivos que integran el plan se completan con ‘Atracción de Inversión Directa Extranjera’, para lo que se prevé una dotación de 2,5 millones de euros para su captación y consolidación, y el impulso de los servicios de información, gestión y evaluación de la internacionalización, con una partida de 14,3 millones. Este último incluye un programa de evaluación y seguimiento de políticas públicas, para avanzar en transparencia, y un programa de actitud internacional con el que detectar nuevos ámbitos para la internacionalización.

La mayor cercanía a las empresas y emprendedores será una constante en el desarrollo del plan, motivo por el que Extenda está incrementando su colaboración con Andalucía Emprende. Esta cercanía a las empresas se potenciará también ‘online’, con Extenda Plus, la primera red profesional 2.0 de la internacionalización que cuenta con más de 3.000 empresas usuarias e instrumentos; con networking; información y formación, y plataformas de promoción a través de portales sectoriales.

Los recursos financieros destinados al Plan Estratégico de Internacionalización de la Economía Andaluza Horizonte 2020 se incrementarán con actuaciones no cuantificadas del resto de consejerías participantes.

Fuente: Junta de Andalucía