Facebooktwittermail

 

Los Presupuestos apuestan por la eficiencia energética, a través de la continuidad del Plan PIVE o el Programa de actuaciones que reduzcan el consumo energético en los sectores productivos y en rehabilitación de edificios, a la par que por la eliminación definitiva del déficit de la tarifa eléctrica.

El subsecretario de Industria, Energía y Turismo, Enrique Hernández Bento, ha presentado hoy en la Comisión de Industria, Energía y Turismo del Congreso de los Diputados el presupuesto del Ministerio de Industria, Energía y Turismo para 2015, que conlleva un aumento del 12,52% con respecto a 2014.

Este presupuesto refleja unas cuentas que se enmarcan en un contexto económico nacional más favorable que en ejercicios anteriores y abunda en la política de consolidación fiscal que ha traído la recuperación, uniendo a la austeridad el impulso para el crecimiento. En este sentido, hoy podemos afirmar que el notable esfuerzo que ha realizado el Ministerio de Industria, Energía y Turismo a lo largo de esta legislatura comienza a dar sus frutos.

Este cambio favorable en las cuentas del Departamento se debe, entre otras cosas, al impulso que se ha realizado durante tres años de reformas y acciones de gran calado tendentes a crear las bases que permiten iniciar la senda del crecimiento económico y la creación de empleo.

El presupuesto para el Ministerio asciende a 8.128,98 millones de euros en el subsector Estado, lo que representa un aumento de 904,53 millones de euros que suponen, en definitiva, un 12,52% más que en 2014.

Turismo

Los presupuestos de turismo, auténtico acicate de la economía nacional, ascienden a 323 millones de euros, lo que supone un aumento del 2,18% sobre el presupuesto aprobado en 2014. Este presupuesto, tiene como objetivo cumplir y llevar a cabo lo dispuesto en el Plan Nacional e Integral de Turismo (PNIT) puesto en marcha en 2012 por el Ministerio. Además, en estas cuentas, se ha decidido apostar por la inversión y seguir con la reducción del gasto corriente.

Del departamento de Turismo, destaca la partida destinada a promoción (a través del Instituto de Turismo de España) que es un 19,52% superior a la del año pasado, aumento que permitirá afianzar la política de diversificación de mercados emisores, captando a los emergentes y fidelizando a los tradicionales.

Entre las acciones directas previstas destaca también la financiación EMPRENDETUR cuya línea destinada a jóvenes emprendedores en turismo, que busca estimular la capacidad innovadora en el seno de la industria turística española, se dota con 40 millones de euros, con un aumento del 33% respecto a 2014. Por otra parte, se dotan con 181,3 millones de euros las ayudas a empresas del sector turístico de carácter innovador.

Industria y PYME

El presupuesto de Industria y PYME asciende a 1.863,7 millones de euros, lo que supone un aumento del 14,67%. El sector industrial puede, y debe, jugar un papel clave en el proceso de recuperación de la economía española y tiene que convertirse en los próximos años en uno de los motores de nuestra economía, aportando soluciones a los principales retos que afronta nuestro país y alcanzando el objetivo propuesto por la Comisión Europea de representar el 20% del PIB en el año 2020.

Por ello, en 2015, se dotan los programas para la reindustrialización y el fomento de la competitividad industrial con 409,5 millones de euros y 348,5 millones de euros respectivamente. En este programa los esfuerzos del Ministerio se dirigen a prestar apoyo a las empresas que tengan elevados niveles de exportación, de inversión en I+D, alta productividad, tecnología, alto valor añadido y generación de empleo.

Además, se mantiene la partida para el Programa de fomento de la movilidad sostenible, dotándola de 7 millones de euros y se incluye una línea por 12 millones de euros destinada a impulsar la modernización de las pymes industriales a través de la actualización y mejora de su dotación de bienes de equipo.

El sector aeronáutico y del espacio seguirá recibiendo un apoyo importante para mantener nuestro buen posicionamiento en proyectos en los que participen empresas españolas. El presupuesto total destinado a este sector es de 223,6 millones de euros, destacando la aportación española en la Agencia Espacial Europea (ESA), con 152 millones de euros, al Programa Nacional de Observación de la Tierra, para financiar el satélite PAZ (15,8 millones de euros) y el satélite INGENIO (25 millones de euros), o al programa AIRBUS 350 con 36,7 millones de euros.

Otra de las actuaciones de gran calado en materia industrial se refiere al apoyo a las empresas españolas en el desarrollo de proyectos tecnológicos industriales relacionados con la defensa y que tienen un carácter estratégico o internacional. Para estos proyectos se ha incluido una dotación de 563,9 millones de euros en 2015.

Respecto a la PYME, las actuaciones del Ministerio se centran en el fomento de la iniciativa emprendedora y creación de empresas, en facilitar su crecimiento y su acceso a la financiación, así como en mejorar los factores clave que inciden en su competitividad. En este ámbito, se dotan las líneas de ayuda para PYMES en más de 146 millones de euros.

Energía

El área de energía cuenta para 2015 con un presupuesto de 4.827,2 millones de euros, de los que 4.207,17 millones de euros corresponden a la financiación de costes del sistema eléctrico para atajar el déficit de tarifa en 2015.

En el marco del Plan de Medidas para el Crecimiento, la Competitividad y la Eficiencia (Plan CRECE), aprobado por el Consejo de Ministros en junio, y dentro de la línea que se centra en la lucha contra el cambio climático e impulso de la eficiencia energética en el transporte, se ha dotado con 175 millones de euros el Plan PIVE 6. Las 5 ediciones del PIVE anteriores se han traducido en 540.000 adquisiciones de nuevos turismos menos contaminantes, con un ahorro energético de 127 millones de litros de combustible al año y una reducción de gases de efecto invernadero de 262.000 toneladas de Co2 al año.

Además, se han dotado con 75 millones de euros las acciones derivadas de la inversión en proyectos que reduzcan el consumo energético en los sectores productivos y en rehabilitación de edificios. Todo ello en el marco de la creación del Fondo Nacional de Eficiencia Energética, cuya finalidad es financiar las iniciativas nacionales de eficiencia energética que se requieran para dar cumplimiento a lo dispuesto en la normativa comunitaria.

Las transferencias del Ministerio de Industria, Energía y Turismo al Instituto para la Reestructuración de la Minería del Carbón y Desarrollo Alternativo de las Comarcas Mineras, Organismo Autónomo adscrito a la Secretaría de Estado de Energía, se dotan con 335,5 millones de euros, lo que sumado a los remanentes del propio Instituto, elevan su presupuesto a 441,4 millones de euros, cantidad ajustada a lo previsto en el Marco de Actuación para la Minería del Carbón y las Comarcas Mineras en el periodo 2013-2018.

Telecomunicaciones y Sociedad de la Información

Con un presupuesto de 1.071,3 millones de euros, un 51,3% más que en 2014, el Ministerio sigue cumpliendo los objetivos de la Agenda Digital para España.

Dentro de las dotaciones que se hacen a la Agenda Digital para España destacan 75,4 millones de euros que se destinan a atender las subvenciones en el marco de la Acción Estratégica de Economía y Sociedad Digital, a la par que Convocatorias englobadas en la Acción Estratégica de Economía y Sociedad Digital y proyectos de Innovación, para apoyar el desarrollo de las capacidades tecnológicas del Sector TIC.

Y respecto a las dotaciones que se hacen en el presupuesto financiero la cantidad asciende a 432,3 millones de euros cuya finalidad es atender préstamos de diferentes subprogramas de la convocatoria de ayudas públicas de esta Secretaría de Estado de la Agenda Digital para España, como el Programa de banda ancha de nueva generación y la internacionalización del sector de las comunicaciones y la información.

Dentro del Plan de Medidas para el Crecimiento, la Competitividad y la Eficiencia (Plan CRECE) y también en el marco de las actuaciones para la Agenda Digital para España, se ha dotado con 100 millones de euros las actuaciones relacionadas con la conectividad digital. La existencia de redes de banda ancha ultrarrápida es necesaria para desarrollar nuevos servicios y para trasladar los beneficios generados por las tecnologías digitales al conjunto de la sociedad española.

Además, la Secretaría de Estado de Telecomunicaciones va a poner en marcha un plan de ayudas destinadas a compensar los costes derivados de la recepción o acceso a los servicios de comunicación audiovisual televisiva en las edificaciones afectadas por la liberalización del Dividendo Digital, con una dotación de 280 millones de euros. Con esta línea se reantenizarán sin coste alguno para el ciudadano más de un millón de edificios con una población estimada de unos 11 millones de personas. El compromiso del Gobierno en este ámbito es que ningún ciudadano tenga que asumir el coste de la reantenización.

 

Fuente: Ministerio de Industria, Energía y Turismo