Facebooktwittermail

El Consejo de Gobierno ha autorizado una transferencia de 13,6 millones de euros a la Consejería de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo y al Servicio Andaluz de Empleo (SAE), dentro de la financiación prevista para el Programa Emple@30+. Este plan de medidas urgentes, que cuenta con un presupuesto total de 106 millones de euros para los próximos dos años, fue aprobado por el Gobierno andaluz el pasado 15 de julio con el fin de reactivar el empleo entre la población de más de 30 años, uno de los colectivos más duramente castigados por la crisis económica.

 

El programa, que sigue pautas similares a las de los vigentes planes contra el paro juvenil, incluye dos grandes líneas de ayudas: la Iniciativa Cooperación Social y Comunitaria, que facilita contrataciones por parte de los ayuntamientos, y la Iniciativa Proyectos de Interés General y Social Generadores de Empleo, para servicios de utilidad colectiva a cargo de entidades sin ánimo de lucro.

 

La primera de estas iniciativas tiene como objetivo promover la contratación en obras y servicios de ámbito social o de interés municipal, distintas de las que realiza regularmente el personal de la Administración local. Con un presupuesto total de 80 millones de euros para 2014 y 2015, la Junta sufraga el 100% del coste salarial y de Seguridad Social en los contratos que realizan los ayuntamientos, de hasta seis meses de duración y preferentemente a jornada completa.

 

Las ayudas se distribuyen entre todas las localidades andaluzas atendiendo a su peso poblacional y al porcentaje de desempleados de más de 30 años. El 50% se reparte en función de esta tasa respecto del total de Andalucía y el otro 50% según la población. No obstante, la Junta garantiza una ayuda mínima de 7.800 euros por municipio.

 

Por su parte, la Iniciativa Proyectos de Interés General y Social Generadores de Empleo, dotada con 26 millones, promueve la contratación de personas desempleadas durante un máximo de seis meses, por parte de entidades privadas sin ánimo de lucro, en los ámbitos de la dependencia y servicios sociales; recursos a domicilio; gestión sostenible; economía social y emprendimiento; innovación; comercio de proximidad; comercio exterior; tecnología de la información; voluntariado; medio ambiente y recursos naturales, y cultura, ocio y deporte. En estos casos, la Junta concede hasta un máximo de 200.000 euros por entidad para proyectos que finalicen antes del 31 de mayo del próximo año.

 

Los criterios de valoración priman el número de contratos, su jornada y el tipo de proyecto (con mayor puntuación para los relacionados con servicios sociales y atención a la dependencia), así como la aportación financiera de la organización promotora.

 

Prioridades

 

Como personas destinatarias de las ayudas, se incluyen a todas aquellas de edad igual o superior a 30 años inscritas como demandantes de trabajo no ocupadas en el Servicio Andaluz de Empleo (SAE). Dentro de este colectivo, se consideran prioritarias las beneficiarias del Ingreso Mínimo de Solidaridad; las que han agotado la prestación por desempleo; las titulares del Bono de Empleo Joven que no formalizaron en su día un contrato de trabajo y que ahora tienen más de 30 años, y las personas desempleadas de larga duración con dificultades para incorporarse por vez primera al mercado laboral o, en su caso, reincorporarse al mismo por su prolongada inactividad.

 

Tanto en la línea de ayudas para los ayuntamientos como en la dirigida a entidades, tienen preferencia los parados de larga duración (inscritos como demandantes al menos 12 meses ininterrumpidos) que estén empadronados en el municipio donde se desarrolla la actuación.

 

Fuente: Junta de Andalucía