Facebooktwittermail

Concederá un tramo no reembolsable en todos sus proyectos de I+D, que oscilará entre el 5% y el 25% sobre la ayuda concedida
En 2013 aprobó ayudas de financiación directa por más de 833 millones de euros
En enero se han aprobado 114 proyectos de I+D+i

El Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI) ha aprobado las nuevas condiciones financieras de sus instrumentos, que entrarán en vigor a partir del 1 de febrero de 2014. La principal novedad es la introducción de un tramo no reembolsable en todas las ayudas para proyectos de I+D empresarial. Este tramo se modulará en función de las características del beneficiario (pyme o gran empresa) y del proyecto, dependiendo del lugar de desarrollo, colaboración con centros generadores de conocimiento o si es fruto de un proyecto en cooperación tecnológica. Así, el tramo irá del 5% para un proyecto de I+D desarrollado por una gran empresa hasta el 25% en el caso de un proyecto de cooperación tecnológica internacional desarrollado por una pyme.

 

Por último, se ha ampliado el plazo de amortización de los proyectos financiados a través de la Línea Directa de Innovación, que podrá alcanzar hasta los cinco años más uno de carencia.

 

Con estas medidas, el CDTI pretende impulsar la I+D+i de las empresas españolas para hacerlas más competitivas y con capacidad para generar productos de alto valor añadido. Con ello, este organismo se consolida como el referente principal y esencial para el apoyo de la I+D+i empresarial.

 

Prueba de su dinamismo en la financiación de proyectos empresariales, en 2013 el CDTI comprometió más de 833 millones de euros para financiar 1.450 proyectos de I+D+i que son desarrollados por más de 1.200 empresas.

 

114 nuevos proyectos aprobados

Por otra parte, el CDTI también ha aprobado en este último Consejo de Administración 114 nuevos proyectos tecnológicos con un presupuesto total que asciende a 85,8 millones de euros. El CDTI aportará 66,9 millones de euros, impulsando, de esta manera, la I+D+i empresarial.

 

De los proyectos aprobados, 17 pertenecen a la Línea Directa de Innovación. Esta ayuda financiera tiene como objetivo cofinanciar, por medio de préstamos bonificados con un tipo de interés del 2%, proyectos empresariales que impliquen la incorporación y adaptación de tecnologías que supongan una ventaja competitiva para las compañías, así como procesos de mejora de tecnologías y adaptación a nuevos mercados.

 

El resto, 97, son proyectos del Espacio Económico Europeo (EEA) para el periodo 2009-2014 (EEA-Grants), que tienen como objetivo fortalecer las relaciones bilaterales entre los Estados donantes (Noruega, Islandia y Liechtenstein) y los 15 Estados de la Unión Europea beneficiarios de estas ayudas, entre los que se incluye España, así como reducir las disparidades económicas y sociales.

 

En el desarrollo de los 114 proyectos aprobados participan 116 empresas, de las cuales el 53,4% son pymes y, de éstas, el 35,5% pertenece a sectores de media y alta tecnología. Del total de las compañías implicadas, el 37% recibe, por primera vez, financiación del CDTI.

 

El CDTI estima que la suma de estas iniciativas supondrá la generación de 430 empleos directos que movilizarán 688 empleos indirectos. En total, 1.118 empleos para el conjunto de la economía, de los que una parte considerable son de alta cualificación.

 

Fuente: Ministerio de Economía y Competitividad