Facebooktwittermail

Esta alianza impulsará la consolidación de sus áreas de especialización, con la finalidad de ofrecer el enfoque específico y las soluciones tecnológicas que cada uno de sus sectores demanda

Optimizar los servicios e incrementar su participación en proyectos internacionales son algunos de los principales objetivos de este marco de colaboración

El sector agroalimentario andaluz es uno de los motores económicos más importantes de la Comunidad Autónoma, destacando no sólo por su valor exportador y su alta calidad, sino también por ser generador de empleo. La apuesta por la innovación ha contribuido sin duda a este desarrollo, ya que gracias a la investigación y las mejoras en los procesos, el sector es más competitivo.

A través de su trabajo, los centros tecnológicos andaluces contribuyen de forma importante al fomento de la innovación de las empresas, ofreciendo soluciones integrales y oportunidades, identificando las necesidades tecnológicas, e incentivando la participación empresarial.
Con la finalidad de continuar optimizando su función de apoyo a la innovación, cuatro Centros Tecnológicos Agroalimentarios de Andalucía han creado una alianza estratégica para reforzar su posicionamiento en los servicios que ofrecen a las empresas de sus respectivos sectores e incrementar su participación en proyectos internacionales.

Conscientes de que esta unión les permitirá aumentar su competitividad, se han incorporado a este marco estable de colaboración CICAP (Centro de Investigación y Calidad Agroalimentaria del Valle de los Pedroches, Córdoba), CITOLIVA (Centro de Innovación y Tecnología del Olivar y del Aceite, Jaén), ADESVA (Asociación para el Desarrollo del Sistema Productivo Vinculado a la Agricultura Onubense, Huelva), y CTAQUA (Centro Tecnológico Acuicultura de Andalucía, Cádiz). Todos ellos reconocidos como Agentes del Conocimiento de la Consejería de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo.

Los directores de los cuatro centros coinciden en destacar que este esfuerzo común contribuirá a robustecer cada una de sus áreas de especialización de forma que puedan afrontar con éxito las necesidades tecnológicas de sus sectores en los próximos años. CICAP es experto en lácteos, cárnicos y alimentación animal; CITOLIVA en productos del olivar; ADESVA en cultivos intensivos; y CTAQUA en el sector acuícola. Por tanto, esta alianza estratégica potenciará el enfoque específico que cada sector demanda.

Tras varios meses de trabajo y análisis, la alianza de estos centros tiene entre sus principales objetivos la creación de un nuevo departamento de desarrollo de negocio. Esta nueva unidad trabajará en la comercialización de los productos y servicios de los Centros, la internacionalización para acceder a convocatorias de proyectos, y la creación de una marca común, entre otras acciones. En la puesta en marcha de este objetivo, participará personal propio de cada uno de los centros.

Además, la alianza permitirá realizar sinergias operativas resultando sobretodo en una mejor coordinación científica entre los centros, un mejor aprovechamiento de los recursos técnicos y un importante ahorro de costes. La alianza trabajará claramente enfocada en ser reconocida como Centro Tecnológico Nacional.

La suma de estos cuatro centros significa una facturación global en servicios a las empresas agroalimentarias de más de cuatro millones de euros en 2012, aportando valor a más de ciento cincuenta empresas tanto andaluzas como nacionales y europeas.

 

Fuente: Adesva, CICAP, Citoliva, CTAQUA