Facebooktwittermail

El proyecto Aquagenet, desarrollado por la Consejería de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente, impulsa la investigación genética aplicada en este sector.

La acuicultura se ha convertido en uno de los espacios económicos más prometedores para las industrias andaluzas. Por ello, numerosos grupos de investigación de organismos públicos y universidades de la región trabajan en los distintos procesos de cría y reproducción de especies clave para el sector, con el objetivo de mejorarlas y combatir enfermedades.

Sector próspero hoy día y definido por la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) como “el cultivo de organismos acuáticos, incluyendo peces, moluscos, crustáceos y plantas acuáticas, que implica la intervención del hombre en el proceso de cría para aumentar la producción en operaciones como la siembra, la alimentación, la protección de los depredadores”, se ha convertido en protagonista de excepción en Andalucía, en un escenario marcado por la visión de futuro del sector de empresarios e investigadores. Pero también de la Administración regional.

En este sentido, resulta clave la labor que desempeña la Consejería de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente, a través del Instituto Andaluz de Investigación y Formación Agraria, Pesquera, Alimentaria y de la Producción Ecológica (Ifapa), que fundamenta su creación en la voluntad de dar repuesta a las demandas de varios sectores, entre ellos el acuícola.

Uno de los proyectos que el Ifapa lidera actualmente es el denominado Aquagenet, financiado por el programa Interreg IVB Sudoe dentro de la iniciativa comunitaria Interreg del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER) a favor de la cooperación entre las regiones europeas, y cuyo objetivo final es la creación de una red transnacional para la cooperación en biotecnología aplicada a la acuicultura en el espacio Sudoeste Europeo (Sudoe).

La biotecnología es un área de conocimiento en expansión durante los últimos años. Se caracteriza por evolucionar muy rápidamente, dotando a los investigadores y productores de nuevas y poderosas herramientas en breves períodos de tiempo. La aplicación de los últimos avances en las actividades de producción animal es un mecanismo para garantizar los beneficios y viabilidad de estos sectores altamente competitivos.

Aquagenet, que ha arrancado a finales de 2011 con diversos encuentros profesionales entre sus socios, sigue dos líneas generales: desarrollar técnicas de secuenciación de nueva generación (NGS) con el fin de producir nuevos recursos genómicos en especies de gran interés comercial y crear una red transnacional para la cooperación en biotecnología aplicada a la acuicultura.

En peces, los investigadores diseñarán nuevas vacunas en la lucha contra patógenos, lo que representa una importante ventaja en la acuicultura del lenguado. En el caso de moluscos, los avances en estudios poblacionales y de identificación de especies contribuirán a preservar y manejar correctamente los recursos genéticos y realizar una gestión coordinada de lucha con las enfermedades.

Además Aquagenet, financiado al 75% con fondos FEDER, también estudiará la interacción de estas técnicas con el medio ambiente y proporcionará nueva información de gran utilidad para contribuir a una acuicultura sostenible que cumpla los estándares de salud, bienestar y seguridad requerida en la producción animal.

En Aquagenet participan como socios, además del Instituto de Investigación y Formación Agraria y Pesquera de Andalucía, el Institut Français de Recherche pour l’Exploitation de la Mer (IFREMER), la Universidad de Barcelona (UB), el Centre National de la Recherche Scientifique (CNRS) Institut des Sciencies de l’Evolution (ISEM), la Universidad de Cádiz (UCA) y el Instituto Nacional de Recursos Biológicos (IP IPIMAR).

 

 

El sector en Andalucía

 

 

Fuente: Junta de Andalucía